#42 Selección de personal

#42 SELECCIÓN DE PERSONAL:

5 CONSEJOS AL INSCRIBIERTE EN UNA OFERTA DE TRABAJO

 

Desde hace unas semanas tengo publicada una oferta de empleo en el portal más famoso de este país.

En este periodo de tiempo se han inscrito casi 500 candidatos, que no está nada mal para ser una oferta localizada en una zona no muy poblada. Vamos, que no es Madrid ni similar.

Veo errores constantes y repetitivos en casi todos los candidatos que son súper sencillos de corregir y que básicamente atentan al sentido común, por lo que me he decidido a dar algunos consejos para todos aquellos que estéis en búsqueda activa de empleo:

1.- Faltas de ortografía.

Por favor, estamos casi ya en el año 2020. Hasta el portátil, la tableta o el móvil más básico tiene un corrector de ortografía. Por lo menos en este primer contacto con la empresa o con el técnico de selección que esté detrás del anuncio intentar “engañarle” y no os auto descartéis con una “h” no puesta o con una “v” que está sustituyendo una “b” como una casa.

2.- No escribas como si fuera una conversación de Whatsapp.

De los creadores de “escribe sin faltas de ortografía” llega… “no escribas en algo tan importante como una candidatura de empleo como si estuviéramos chateando o whatsapeando”. Me duele la vista cuando alguien me pone un “q” en vez de un que, o un “tb” en vez de un también por poner solo unos ejemplos típicos. Seamos serios, no estamos dirigiéndonos a nuestro colega para quedar a tomar unas cañas.

3.- Si lees en la oferta detalles que no vas a aceptar… no te inscribas.

En la oferta que he publicado específico claramente en qué localidad se desarrollará la actividad de forma principal. No hay margen para la duda. Sin embargo me he encontrado con solicitantes de la vacante que cuando he contactado con ellos o en la misma entrevista presencial me indican “es que son 100 kilómetros desde mi casa todos los días, es muchísimo”. Y yo pienso en mi interior: “claro, ¿qué pensabas?, Que si te contrato voy a acercar tu pueblo hacia mi oficina para que puedas venir todos los días andando?” o “¿qué pensabas que al inscribirte por arte de magia la localidad cambiaba a tu elección?”. Comento esto simplemente para no hacer perder el tiempo a nadie, ni al futurible ni al reclutador.

4.- Diferénciate.

Sinceramente me ha resultado aburridísimo leer las candidaturas. Todos me decían lo mismo. Nadie era capaz de destacar, de diferenciarse. Hubo un momento en el que me dije a mi mismo que el próximo que me pusiera que tenía don de gentes lo descartaba directamente. Lo siento si suena un poco brusco pero… ¿don de gentes? ¿500 personas con don de gentes? ¿Alguien me puede definir que es tener don de gentes?

Por favor, buscad en vuestra experiencia profesional o en vuestra vida personal algo que destaque positivamente. Todos tenemos algo, seguro. Pero es más fácil poner “soy muy trabajador” que preparar una candidatura que cuando la lea el reclutador diga “ole, ole y ole”.

5.- Pon tu foto.

No te voy a contratar por ser guapo o feo, por salir sonriendo en la foto o serio, por llevar corbata o no, seguro. Ni creo que ningún empresario lo haga pues lo que queremos es un buen profesional no una miss universo o un míster músculos.

Pero quiero verte, quiero poner cara a esa persona que se ha interesado en mi oferta. Quiero que si llega el caso y tenemos una entrevista personal saber quién eres cuando entres por la puerta.

No estoy descubriendo nada nuevo. No son técnicas que os vayan a garantizar un puesto de trabajo pero si son 5 consejos que os evitarán ser descartados antes de conoceros.

Animo para todos aquellos que no estáis empleados que es una situación difícil.

Para lo que necesitéis ya sabéis donde estamos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Aviso legal

ACEPTAR
Aviso de cookies
WhatsApp chat